¿Qué son y para qué sirven las Constelaciones Familiares?

Las Constelaciones Familiares, es un tipo de terapia sistémica familiar desarrollado por Bert Hellinger, describe un procedimiento sistémico fenomenológico para configurar sistemas familiares con la ayuda de personas que representan a los miembros de la familia.  Esta configuración permite mirar a la persona y su sistema familiar como un conjunto entendiendo las implicaciones inconscientes que la perjudican en la auténtica realización de su destino.

Cada individuo lleva consigo la información de su historia familiar aunque no la conozca, somos parte de un sistema familiar que se extiende luego a un sistema más grande, como un pueblo, un país, una cultura, una religión y hasta todo el universo, la constelación familiar muestra estos hechos en un nivel más profundo del entendimiento, es una poderosa herramienta de reconciliación con el origen y el destino de la persona.

Las Constelaciones Familiares se realizan en un taller, con un grupo de personas coordinado por un facilitador (constelador).  Este trabajo no requiere la presencia de toda la familia, se puede realizar a solicitud de uno solo de sus integrantes.

La configuración pone en evidencia el estado físico del consultante y, también, el lugar que ocupa en el sistema familiar y las relaciones con los demás miembros, muestra las lealtades inconscientes que lo desequilibran y lo llevan a ocuparse de asuntos que no pueden ser resueltos por él.

El enfoque de las constelaciones sirve para todas las cuestiones de vida: en caso de enfermedades físicas y psíquicas, de depresión, en estados de angustia, ante hechos traumáticos, en casos de violencia o frente a las consecuencias de la inmigración, en relaciones de pareja, dificultades con los hijos,  cuando existe un malestar indefinido, cuestiones laborales, problemas económicos, temas de herencias o de vocación.  Todos los asuntos de la vida humana pueden encontrarse reflejados en este trabajo.

El objetivo de la constelación no es curar ni eliminar los síntomas  de los enfermos, ni resolver los problemas de pareja, y menos cambiar el destino de una persona, sino es facilitarle el entendimiento de las dinámicas ocurridas en su sistema familiar que lo llevaron a enredarse inconscientemente,  cómo ésta involucrado y de qué modo esos asuntos lo condicionan, lo enferman, lo limitan y no lo dejan ocuparse de su vida.

Una vez que toma consciencia de ello, la persona puede encontrar y aceptar su lugar en el sistema, darse cuenta de que no hay nadie que sea menor ni peor que ella.  Puede mirar a cada uno que pertenece al sistema con dignidad, y también a sí mismo.

En las Constelaciones Familiares a través de la resonancia sistémica puede servir también a los otros integrantes del taller,  todos pueden encontrar conocimientos profundos y respuestas para sus asuntos dado que se trata de dinámicas similares que todos tenemos en la propia familia, en cada uno resuena algo que está vibrando en uno y en todos.

En Desarrollo y Armonía estamos preparados con experiencia, conocimientos y aval técnico para realizar terapias de Constelaciones Familiares para ayudar a las personas que acudan a nuestro servicio a las personas y a su sistema familiar a resolver las implicaciones inconscientes que la perjudican en la auténtica realización de su destino.

Los esperamos en  nuestra sede de Tepotzotlán, todos los miércoles de 4 a 6 pm para realizar junto con nosotros Constelaciones Familiares y en nuestra sede alterna de Norte 45 # 902-D Col. Industrial Vallejo un sábado al mes. Si  requieres más información mándanos un correo o llama a los teléfonos que aparecen en la imagen bajo este texto.

Inversión $500 pesos.

Aquí nos Puedes Mandar un Correo